sábado, 12 de enero de 2008

EFIMERA FUE TU EXISTENCIA.

Efimera fue tu existencia
de risa histrionica.

Tu mundo agrietado
de naturaleza estatica.

De palabras asfixiadas
pernoctando en corbata almidonada.

Con tu espectro egocentrico,
que prefiere atrofiar sueños.


Yo me vuelvo afasica
en mi edredon emplumado.


Y me desempleo
de mi amnesia noctambula
de relojes cronometrados.


Asi vaporizo mis besos
junto a palabras caducas
donde cobije tu nombre.


Te enajeno de mis sueños,
mientras te saco de mis venas.
En la penumbra de mis raices.

0 comentarios:

No más violencia contra las mujeres

No más violencia contra las mujeres